Sociología ¿por qué estudiarla?

Sociología ¿por qué estudiarla?
Escrito por Mateo Quiñonez, estudiante de Universidad Cristiana Logos | Año 2015 -Revisión 2020

Cuando recibí los libros de sociología me di cuenta que nunca había estudiado algo como esto.

Y me hice la pregunta: ¿Por qué voy a estudiar la sociología? ¿Me podrá facilitar una comprensión más profunda de la vida cristiana? ¿Podrá conducirme para desarrollar mi fe?

Oh sí, me preparará, para vivir en este mundo como cristiano, y a prepararme para ir al cielo. Tendré una postura de amar más la sabiduría que desciende de lo alto.

Serviré mejor a la iglesia, como una comunidad y conduciré en un tema eminentemente bíblico.

En Los Ángeles CA. La mayoría de las personas no cristianas evangélicas, dicen que los evangélicos, solo hablan de dinero, y todos los diezmos son para el pastor. Y esto la gente lo dice por la mentada secta de la prosperidad, como también, en los Ángeles CA.

Tres razones…

1- Es el primer estado, donde legalmente pueden casarse los homosexuales y las lesbianas. En medio de estas perversiones, la verdadera iglesia del Señor Jesucristo, tiene que tener una postura bíblica.

La homosexualidad, para Calvino es el horrendo de una lascivia antinatural.

¿Qué está pasando en el mundo?

Algunas que se dicen ser pastores, y con una biblia en la mano, que celebran bodas religiosas entre parejas del mismo sexo, aquí en los Ángeles, CA. Pero realmente ¿Qué dice la biblia respecto a esa perversión?

Al leer estos pasajes Bíblicos uno afirma que es abominable a Jehová, los que practican tales pecados. (Levítico 18:22-30; 20:13; Génesis 19:24-28; 2 Pedro 2:6; Génesis 18:20; 19:4; Judas 7; Romanos 1:18-28).

Como dicen los de la agrupación Triunfadores de Sion. El hombre blasfema, sabiendo que es malo, los hombres con hombres, mujer con mujer se dan a casamiento. Ho Dios mío que desastres, Sodoma y Gomorra, dos grandes ciudades, fueron destruidas, por sus grandes maldades. Lo mismo sucede hoy, ya no se puede confiar, hasta en los programas de televisión, ya no son decentes ya todo cambio.

Maquiavelo, Descartes, Hobbes, Locke, Rousseau, Hegel, Comte., Darwin, Marx, y Freud decían:

La mente del hombre es la fuente de toda verdad; que el hombre es bueno por naturaleza y la guerra es necesaria para el progreso de la humanidad; que las personas modernas ya no necesitan a Dios, todas esas ideas contradicen manifiestamente la revelación bíblica.

2- Realmente con todo lo que piensan o dicen o dejaron escrito, la sabiduría del hombre es todavía incapaz de responder las preguntas espirituales más importantes de la vida.

La verdadera sabiduría empieza con Dios. Job decía: he aquí que el temor del señor es la sabiduría, y el apartarse del mal, la inteligencia. (Job 28:28) Entonces la sabiduría empieza en el temor de Dios y confiando en él y arrepintiéndose de los pecados.

Mientras que solo hay sabiduría humana, aquello que es terrenal, animal, diabólico (Santiago 3:15) el ser humano no puede conocer a Dios. Los pensamientos del ser humano son atacados en estos días por las filosofías y mitologías mundanas en un intento a desviarse de la palabra de Dios que puede satisfacer las necesidades del ser humano.

Los cristianos en Corinto tuvieron el mismo problema. Por eso el apóstol Pablo decía: Porque la palabra de la cruz es locura a los que se pierden; pero a los que se salvan, esto es, a nosotros, es poder de Dios. Pues está escrito: Destruiré la sabiduría de los sabios, y destruiré el entendimiento de los entendidos.  ¿Dónde está el sabio? ¿Dónde el escriba? ¿Dónde está el disputador de este siglo? ¿No ha enloquecido Dios la sabiduría del mundo?   (1ª Corintios 1:18-20).

La filosofía del primer siglo veía la sabiduría de Dios como necedad.

El hombre no tiene poder de cambiar su propio corazón. La sabiduría de Dios es infinita, no necesita suplemento.

Mas hablamos sabiduría de Dios en misterio, la sabiduría oculta, la cual Dios predestinó antes de los siglos para nuestra gloria (1ª Corintios 2:7).

3 – La verdad de Dios salva a pecadores a través del sacrificio sustitutivo de su hijo, que es hecho claro para todos. 

Pero el hombre natural no percibe las cosas que son del espíritu de Dios, porque para él son locura, y no la puede entender, porque se han de discernir espiritualmente (1ª Corintios 2:14).

La sabiduría humana no puede ser empíricamente deducida por analizar datos y evidencia física, Antes bien, como está escrito:

Cosas que ojo no vio, ni oído oyó, ni han subido en corazón de hombre, son las que Dios ha preparado para los que le aman. (1ª Corintios 2:9).

Solamente viene como un regalo de Dios cuando su espíritu revela su palabra a individuos. Pero Dios nos las reveló a nosotros por el espíritu; porque el espíritu todo lo escudriña, aun lo profundo de Dios. Lo cual también hablamos, no con palabras enseñadas por sabiduría humana, sino con las que enseña el espíritu, acomodando lo espiritual a lo espiritual. (1ª Corintios 2:10,13).

De manera que los sociólogos no cristianos han descubierto cosas buenas para la sociedad pero la sabiduría humana no puede resolver problemas espirituales.

 

administrator

Related Articles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: